Venta de Bonsai Tejo cuspidata en Peru

Bonsái de Tejo Japonés

El bonsái tejo japonés es una especieperteneciente al grupo o género taxus. Dentro de esta familia o tipo de clasificación podemos conseguir otros bonsáis, sin embargo, el objeto de este artículo es hablarte sobre el taxus cuspidata.Esta especie funciona a la perfecciónpara desarrollar el arte del bonsái.

Es un árbol miniatura del tipo conífera que llega hasta los 25 metros de altura y que debe tener un contexto de crecimiento con excelentes condiciones. El tronco del árbol es robusto de color oscuro y su diámetropuede alcanzar los 4 metros de diámetro. El árbol no tiene un crecimiento acelerado y puede alcanzar gran longevidad.

Las especies coníferas se consideran longevas y de hojas pequeñas de un tono verde oscuro. Laespecie puede considerarse venenosa por los componentes que emana al exterior y no debe ser manipulada por niños o animales.

El tejo se puedeconsiderar tan tóxicoque podría matar a cualquier animal incluso del tamaño de una vaca. Los animales domésticos deben estar 100% alejados de la planta para que no puedan ser contaminados por esta.La palabra cuspidatade su nombre científico proviene del latín “que termina en punta rígida”.

Si necesitas identificar tu árbol puedes echarle un vistazo a nuestra guía completa para identificar un bonsái.

Datos básicos:

El nombre vulgar del bonsái es tejo japonés,y su nombre científico es el de taxus cuspidata. El bonsái pertenece a la familia Taxaceae y proviene de Japón y otros países de Asia como Corea. La forma de las hojas del bonsái tejo japonés en en forma de hoz y en su ápice cuentan con un botón oscuro.

El taxus cuspidata es una especie que se conoce en todo el mundo y todos los especialistas en bonsáis conocen.Las hojas de esta especie son puntiagudasy anchas, además que tienen un tono bastante oscuro.

Cuidados de un tejo como bonsái

Los tejos no suelen dar, en general, muchos problemas cultivados como bonsái. Evidentemente en climas cálidos, como la costa mediterránea o en otras partes subtropicales del mundo se dará peor, pues su hábitat natural son las altas montañas, donde el clima fresco y húmedo es el habitual.

En cualquier caso, se puede cultivar en una zona más cálida, siempre y cuando se proteja de las altas temperaturas y el sol directo del verano, aunque el crecimiento y el vigor nunca va a ser igual de fuerte que en zonas más frías.

Riego de un tejo

Al tratarse de una especie que ama la humedad, regaremos en cuanto el sustrato comience a secarse por la parte superficial. En cualquier caso el agua debe ser de calidad, pues el PH ideal para un tejo se encuentra entre 5 y 8, por lo que un exceso de salinidad aumentará la alcalinidad del sustrato en exceso.

No debemos excedernos tampoco a la hora de regar, pues las raíces son sensibles y el agua encharcada puede propiciar que las raíces se pudran.

Ubicación de un tejo

Al tratarse de una especie perenne, necesita recibir luz solar abundante durante todo el año. Lo óptimo es un emplazamiento con mucha iluminación y con sol directo. En climas más calurosos protegeremos a nuestro bonsái de tejo de las horas de sol durante la tarde, pues son las más fuertes del día. En cualquier caso, tolera una exposición a semi sombra, aunque las masas de verde que forme serán de una tonalidad más oscura.

Abonado de un tejo.

Durante toda la etapa de crecimiento aportaremos abono orgánico de liberación lenta sobre el sustrato. Iremos sustituyéndolo por nuevo, en cuanto se haya descompuesto por completo.

Podemos también abonar ligeramente en invierno al ser una especie perenne, pero si el fertilizado es el correcto en otoño, no debería ser necesario.

Trasplante de un tejo

Trasplantaremos a final de invierno, en cuanto las yemas latentes comiencen a hinchar.

Durante este proceso, cortaremos las raíces que hagan falta, sin excedernos, ya que como la mayoría de las coníferas toleran bastante mal la poda de raíces.

En cuanto al sustrato, emplearemos uno con buena capacidad de retención de agua y a su vez que favorezca la oxigenación. Como orientación podríamos combinar akadama con kiyuzuna en una proporción 7/3 o en su defecto pómice y akadama a partes iguales.

En ejemplares viejos los trasplantes se deben espaciar mucho más en el tiempo, ya que las raíces serán menos vigorosas y su poda puede poner en peligro la salud del árbol.

FACEBOOK:
VendePlantasOnline
INSTAGRAM:
vendeplantas123
YOUTUBE:
@vendeplantas123
TIKTOK:
@vende_plantas
CORREO:
ventas@vendeplantas.com
WHATSAPP:
(+51) 982 011 485
(+51) 902 641 016

Comunícate con nosotros.